La aventura nunca narrada... Horror en el Orient Express (I)

Hubo un tiempo en el que había tiempo...
Hubo un tiempo en el que quedabamos para jugar...
Hubo un tiempo en el que narrabamos nuestras historias y sentíamos escalofríos con ellas...
Hubo un tiempo en el que no había tiempo para nada que no fuese disfrutar juntos...
Hubo un tiempo, pero ya es pasado.

Remontémonos pues, al pasado. Enero de 1927. Londres.

Sir Wallace Althington se encontraba ajetreado esa tarde. Esperaba la visita de su sobrino americano, al cual hacía más de cinco años que no veía, el joven Lester Pickenford, quien había emigrado al nuevo mundo poco tiempo después de terminar la Gran Guerra. Aunque vivía modestamente pese a haber sido un Almirante victorioso de la Pérfida Albión, disponía de espacio suficiente para alojar a su sobrino. Se encontraba jubilado desde hacía un par de años y, precisamente por ello, necesitaba un cambio de aires, y de clima de manera urgente. Amaba a su patria tanto como odiaba su lluvia.

Sonó el timbre. Un carruaje partía de su portal en esos momentos. Los criados anunciaron el nombre de su estimado sobrino.

-¡Tío Wallace, al fin he llegado!
-Pasa Lester, y sécate. Y Bienvenido a Inglaterra, la tierra en la que nunca sale el sol.

Tras unas cuantas horas de té y conversación, los dos se sentían más reconfortados por haberse puesto al día sobre el estado de la familia a ambos lados del Atlántico. Lester era un joven profesor de Zoología de la recientemente fundada Universidad de Miskatonic, en Arkham, Nueva Inglaterra.

"Podemos ir a la reunión del Challenger Trust ", reseñó el viejo Almirante. "Se trata de un lugar apasionante. Las mentes más privilegiadas han pasado por allí, y cada día se comentan nuevas ideas y pensamientos profundamente inquietantes. Además, me gustaría presentarte a un par de amigos que tengo allí. En concreto, a un periodista de origen ruso, Alexei Yuropov, un gran columnista en la sección de política internacional de The Times y, por supuesto, al Profesor Julian Smith, toda una eminencia en el campo de lo paranormal, quien nos deleitará con una charla clave sobre la materia"

A las 19 horas llegaron al Club. Un gran número de distinguidos caballeros de la alta sociedad inglesa ya se encontraban allí. Pronto, conocieron al Sr. Yuropov, de mediana edad y con incipientes entradas que los recibio efusivamente. "Me gustarrria presentarrrles a otro amigo mío, Messieur Jacques Danterre, una de mis fuentes de inforrrmacion preferrridas y más abundantes, además de un perrrfecto caballero. Pero porrr favorrr, siéntense, ¡al poco tiempo darrrá comienzo la sesión!. "

El Sr. Smith deleitó a los presentes con una interesante conferencia sobre los fenómenos paranormales, más en concreto sobre los poltergeist. Tras mostrar diversas fotografías y proyecciones, la charla terminó con una cerrada ovación.


El humo de la sala, se fue condensando entre puros, anécdotas e intercambios de impresiones sobre lo allí acontecido. El bourbon propició un estrechamiento de lazos, y nuestros cuatro protagonistas comenzaron a hacerse íntimos amigos. Todo había cambiado.

Al día siguiente, cada uno de ellos, tuvo la oportunidad de leer la siguiente noticia en la prensa del día.

"Arde la casa del profesor Julian Smith. Se da por desaparecido a su propietario".

En efecto, todo había cambiado, todo había comenzado...

Caballeros, bienvenidos al viaje de sus vidas.

3 lectores en Miskatonic:

  1. El Arcano dijo...:

    Bien hecho, Acólito, nos dejas con la intriga a flor de piel. Sólo esperamos que el siguiente capítulo no se haga esperar otro mes...

  1. rodrix dijo...:

    Acólito, no está nada mal la ambientación de la atmósfera londinense de aquellos años...Es curioso que la fascinación por los poltergeist y demás amiguitos del más allá siga hoy tan vigente como entonces. Queremos YA la continuación del relato. En caso contrario, tu morada correrá serio peligro. No digo más.

  1. El Erudito dijo...:

    No empieza mal. Sólo recuerda, cuando llegue, reflejar cierta cueva como realmente es.

 
© Miskatonic.es | Plantilla creada por Chica Blogger | Imagen de Miskatonic.es creada por Petter Haggholm: "Escape from R'lyeh"